Albóndigas en salsa de zanahoria y calabacín

 

Albóndigas en salsa de zanahoria y calabacín

Cuando uno no sabe que preparar para comer las albóndigas siempre parecen una buena alternativa. Podemos hacerlas de carne roja, de pollo, de sepia o incluso veganas, como las que en unas semanas os propondremos, y acompañarlas de salsas de todo tipo. Estas albóndigas en salsa de zanahoria y calabacín son solo una de las muchas alternativas que tenemos.

Estas albóndigas las hemos hecho de forma tradicional con una mezcla de carne de ternera y cerdo. Añadiendo a la masa u poco de cebolla, un huevo y pan remojado en leche para que queden mas jugosas. En cuanto a la salsa, ¡no nos ha podido gustar mas!  La idea de combinar zanahoria y calabacín no pudo ser mas acertada.

La salsa es tan rica que reservamos parte de ella para hacernos unos huevos estrellados una noche, ¡aquí no se tira nada! Es una salsa con mucho color, con mucho sabor y muy saludable como comprobaréis al ver la lista de ingredientes. ¿Os animáis a preparar este plato? Copiad la lista de ingredientes y ¡a la compra!

La receta

 

Albóndigas en salsa de zanahoria y calabacín
Estas albóndigas con salsa de zanahoria y calabacín son un plato estupendo en cualquier época del año y aguantan hasta tres días en la nevera.
Autor:
Tipo de receta: Carnes
Raciones: 3
Tiempo de preparación: 
Tiempo de cocinado: 
Tiempo total: 
Ingredientes
Para las albóndigas (15 unidades):
  • 480g. de carne picada (ternera y cerdo)
  • ½ cebolla blanca
  • 1 huevo L
  • La miga de una rebana de hogaza remojada en leche
  • 10 g. de pan rallado
  • Sal
  • Pimienta
  • Harina para rebozar
Para la salsa
  • 3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • 1 cebolla
  • 2 zanahorias grandes
  • 1 calabacín
  • Sal
  • Pimienta
  • 100 g. de tomate frito
  • 100 ml de caldo de verduras
Preparación
  1. Picamos muy bien la cebolla y mezclamos todos los ingredientes de las albóndigas (excepto la harina) con las manos.
  2. Después, damos forma a las albóndigas y las rebozamos en harina de forma muy ligera.
  3. A continuación, calentamos las 3 cucharadas de aceite en una cazuela y freímos las albóndigas hasta que estén bien doradas (se terminarán de cocinar en la salsa). A medida que se vayan dorando las sacamos y reservamos en un plato.
  4. En el mismo aceite (quizá tengas que añadir una cucharada mas) sofreímos ahora la cebolla y la zanahoria bien picadas durante 8 minutos como base de la salsa.
  5. Después, incorporamos el calabacín en dados pequeñitos, salpimentamos y cocinamos cuatro minutos mas.
  6. Pasado el tiempo, vertemos el tomate y el caldo, mezclamos bien para cocinar el conjunto 8-10 minutos.
  7. A continuación, trituramos la salsa y volvemos a ponerla al fuego, colocando las albóndigas en la salsa. Cocinamos cinco minutos con la tapa puesta, dando vuelta a las albóndigas a mitad de cocción y apagamos el fuego.
  8. Servimos las albóndigas en salsa de zanahoria y calabacín calientes y guardamos en un recipiente hermético las que sobren, llevándolo a la nevera una vez se temple.

 


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.