Sopa de pasta y pollo

Sopa de pasta y pollo

Durante el invierno siempre tengo caldo de pollo o verduras en la nevera. De esa forma puedo prepararme en cualquier momento  una rica sopa casera. Y pensar que hubo un tiempo en el que no me gustaban las sopas…  Esta de pasta y pollo es una alternativa estupenda para entrar en calor.

No hay como tener una sopa calentita esperando cuando una llega a casa tras una jornada difícil y fría, ¿no estáis de acuerdo? Las sopas además admiten numerosos ingredientes. En este caso hemos aprovechado el pollo utilizado para hacer el caldo y hemos añadido pasta y algunas verduras para hacerla mas completa. ¿Te animas a preparala?

Sopa de pasta y pollo
¿Hay algo que nos reconforte mas que una sopa calentita al llegar a casa en invierno? Esta sopa de pollo y pasta está hecha, sin duda, para ello.
Autor:
Raciones: 4-5
Tiempo de preparación: 
Tiempo de cocinado: 
Tiempo total: 
Ingredientes
Para el caldo
  • 1 pollo
  • 1 zanahoria
  • 2 tallos de apio
  • 1 cebolla
  • 9 tazas de agua
  • Sal y pimienta
Para la sopa
  • El pollo desmigado
  • 2 zanahorias
  • 1 tallo de apio
  • ½ cebolla
  • 3 tazas de pasta (tiburones)
Preparación
  1. Limpiamos el pollo con agua fría y lo ponemos en una olla grande.
  2. Cortamos la zanahoria y los tallos de apio por la mitad y la cebolla en cuartos. Incorporamos a la olla.
  3. Vertemos el agua y llevamos a ebullición. Cuando hierva, salpimentamos y reducimos a fuego. Hervimos el caldo a fuego lento durante 30 minutos o hasta que el pollo esté bien cocido.
  4. Mientras el caldo se cocina, picamos las verduras restantes en trozos pequeños y reservamos.
  5. Una vez que el caldo está listo, retiramos el pollo y colamos el caldo, devolviéndolo a la olla. ¡No vamos a desperdiciar nada!
  6. Colocamos el pollo en una tabla de cortar y cuando se temple desmigamos la carne para devolverlo a la olla.
  7. Picamos también las verduras utilizadas para hacer el caldo y las incorporamos junto a las que ya tenemos reservadas a la olla.
  8. Cocemos el conjunto 15 minutos a fuego suave mientras, en una cazuela aparte, cocemos la pasta. Una vez cocida la escurrimos y reservamos.
  9. Rectificamos el punto de sal de la sopa y la servimos en cuencos. Colocamos la pasta al lado para que cada cual se sirva la que quiera.

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Valora esta receta: