Garbanzos con calabacín y berenjena

Garbanzos con calabacín y berenjena

Esta receta que os propongo hoy son, en realidad, dos recetas en una. Por un lado prepararemos un pisto sencillo con calabacín y berenjena que podremos acompañar con pasta o legumbre. Por otro lado, prepararemos los garbanzos, cuyo caldo podremos aprovechar como base para crear sopas o cremas.

Una vez tengamos ambas partes preparadas solo tendremos que juntarlas para poder servir estos garbanzos con calabacín y berenjena. Un plato saludable y nutritivo, ideal para completar vuestro menú semanal, ¿no estáis de acuerdo? Aprovechad el fin de semana para hacerlo y tendréis la comida del lunes resuelta.

Hacer este plato no implica ninguna complicación pero requiere tiempo. Incluso si usáis la olla rápida para cocer los garbanzos, necesitaréis casi una hora de vuestro tiempo para prepararlo. Si es un problema, podéis recurrir a garbanzos cocidos en conserva, lavándolos previamente bajo el chorro de agua fría. Y no en casa no comemos sobre la alfombra pero era el único sitio en el que entraba la luz necesaria para poderle sacar una foto.

La receta

Garbanzos con calabacín y berenjena
Estos garbanzos con calabacín y berenjena son un plato muy completo. Un plato saludable y nutritivo ideal para completar vuestro menú semanal.
Autor:
Tipo de receta: Main
Raciones: 3
Tiempo de preparación: 
Tiempo de cocinado: 
Tiempo total: 
Ingredientes
Para los garbanzos
  • 1 taza de garbanzos (a remojo desde el día anterior)
  • 2 zanahorias
  • 1 puerro
  • ½ cebolla
  • Agua
  • Sal
Para el pisto
  • ½ cebolla, picada
  • 1 pimiento verde italiano, picado
  • 1 calabacín, en dados
  • 1 berenjena, en dados
  • 3 cucharadas de tomate triturado
  • Una pizca de pimentón dulce
  • Una pizca de sal
  • Un pizca de pimienta molida
  • Aceite de oliva virgen extra
Preparación
  1. Comenzamos poniendo en la olla rápida los garbanzos, la zanahoria, el puerro, la cebolla y un poco de sal. Vertemos agua a la olla y cerramos. Cocemos 20-25 minutos, a partir de que suba el indicador de presión. Un tiempo que puede variar dependiendo tanto del tipo de olla como del tipo de garbanzos que utilices.
  2. Mientras la olla trabaja, sofreímos en una cazuela la cebolla y el pimiento verde durante 8 minutos.
  3. Incorporamos el calabacín y la berenjena. Mezclamos y rehogamos otros tantos minutos hasta que el calabacín esté tierno. ¡A disfrutar!
  4. A continuación, añadimos el tomate y cocinamos 5 minutos mas.
  5. Una vez los garbanzos estén hechos, los escurrimos -reservando el caldo para otras preparaciones- , y los añadimos a la cazuela. Removemos y vertemos un poquito del caldo de cocción para aligerar el guiso si fuera necesario. Dejamos que el conjunto se cocine durante 5 minutos.
  6. Servimos los garbanzos con calabacín y berenjena, calientes.

 


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.