Barquitas de hojaldre con queso y arándanos

Barquitas de hojaldre con queso y arándanos

Hoy os ánimo a preparar en Recetas de Cocina un postre sencillísimo: barquitas de hojaldre con queso y arándanos. Para preparar este postre podéis utilizar barquitas de hojaldre comerciales. Nosotros, como no las teníamos a mano hemos hecho unas caseras con una masa de hojaldre.

El relleno de queso de este postre es muy cremoso y sencillo de preparar. Podéis coronarlo como nosotros con confitura de arándanos casera o bien apostar por una confitura comercial de este u otros sabores. En general, todos los frutos rojos combinan muy bien con el queso ¡podéis probar diferentes combinaciones!

Barquitas de hojaldre con queso y arándanos
Las barquitas de hojaldre con relleno cremoso de queso y arándanos que hoy preparamos son una alternativa sencilla y rápido como postre.
Autor:
Tipo de receta: Dessert
Raciones: 12
Tiempo de preparación: 
Tiempo de cocinado: 
Tiempo total: 
Ingredientes
  • 1 lámina de hojaldre descongelada
Para la crema de queso
  • 80 g. de queso crema a temperatura ambiente
  • 30 g. de leche condensada
  • 50 ml de zumo de limón
  • 1 cucharadita de ralladura de limón
  • 6 láminas de gelatina neutra
Para la confitura de arándanos
  • 1 taza de arándanos
  • ½ taza de agua
  • ¼ taza de azúcar
  • 1 cucharada de maizena
  • 1 cucharada de agua
  • 1 cucharadita de zumo de limón
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
Preparación
  1. Comenzaremos preparando las barquitas de hojaldre. Para ello precalentamos el horno a 200ºC. y cogemos la bandeja de moldes metálicos que utilizamos para preparar magdalenas. Nos servirá para darle forma a nuestras barquitas.
  2. Colocamos el molde sobre el hojaldre, ligeramente enharinado, y marcamos 12 cuadrados del tamaño de cada uno de los moldes utilizándolos como guía. Quitamos el molde, cortamos los cuadrados y pinchamos con un tenedor cada uno de ellos para que después la masa no se infle en exceso.
  3. Ponemos el molde de magdalenas, boca abajo, sobre la bandeja del horno y colocamos un cuadrado de hojaldre sobre cada molde individual, ajustándolos a la forma redondeada del mismo. A continuación, colocamos sobre estos una lámina de papel de horno y sobre esta algo de peso: una bandeja plana por ejemplo. El objetivo es evitar que la masa se infle en exceso durante el horneado.
  4. Horneamos 12-15 minutos, hasta que los bordes se vean dorados. Entonces, sacamos y reservamos sobre una rejilla.
  5. Mientras las barquitas se enfrían, preparamos la crema de queso. Hidratamos las láminas de gelatina siguiendo las instrucciones del fabricante. Batimos a velocidad baja el resto de ingredientes y al final, incorporamos a la mezcla las láminas. Mezclamos hasta integrarlas y repartimos la mezcla resultante en las barquitas de hojaldre.
  6. Llevamos a la nevera las barquitas 2-3 horas.
  7. Finalmente, preparamos la confitura de arándanos combinando todos los ingredientes en un cazo y llevándolos a ebullición. Una vez que hierva, reducimos el fuego y removemos hasta que la salsa espese.
  8. Para terminar, coronamos las barquitas de queso con la confitura.

 


Categorías

General

Maria Vazquez

La cocina es una de mis aficiones desde que era niña y servía de pinche a mi madre. Aunque poco tenga que ver con mi profesión actual, la cocina... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Valora esta receta: