Bacalao ajoarriero, un plato con tradición

Bacalao ajoarriero

Como me gusta replicar recetas tradicionales, especialmente aquellas de las que disfrutábamos en casa mientras crecía. Y este bacalao ajoarriero es , sin duda, una de ellas. Un plato sencillo y humilde pero también delicioso con el simple acompañamiento de un buen pan de pueblo.

El bacalao ajoarriero es un plato por si mismo, pero puedes servirlo con un poco de arroz o unos garbanzos si quieres convertirlo en un plato mucho mas completo. Así, además, donde comen dos podrán comer fácilmente cuatro sin un gran desembolso.

Es una receta que hay que cocinar con calma, pero que no te robará demasiado tiempo. Además es una receta limpia, ya que todo lo que hay que hacer es añadiendo los diferentes ingredientes en un orden concreto a la cazuela. Descúbrelo en el siguiente paso a paso.

La receta

Bacalao ajoarriero, un plato con tradición
El bacalao ajoarriero es una receta tradicional muy fácil de preparar y que gana si se deja reposar incluso toda la noche. ¡Pruébalo!

Autor:
Tipo de receta: Pescados
Raciones: 3

Tiempo de preparación: 
Tiempo de cocinado: 
Tiempo total: 

Ingredientes
  • 400 g. de bacalao
  • 1 cebolla picada, en juliana
  • 2 dientes de ajo, fileteados
  • ½ pimiento rojo, picado
  • ½ pimiento verde, picado
  • 100 ml. desalsa de tomate
  • 8 pimientos del piquillo en tiras
  • Aceite de oliva virgen extra

Preparación
  1. Desalamos el bacalao 24 horas antes, conservándolo en frio y cambiando el agua entre cuatro y cinco veces. Después escurrimos el agua y lo secamos bien.
  2. A continuación en una cazuela ponemos un fondo de aceite de oliva y sofreímos la cebolla, los dientes de ajo y los pimientos hasta que la cebolla tenga un color dorado tras 12 minutos.
  3. Entonces incorporamos el bacalao a lascas y cocinamos durante 10 minutos moviendo la cazuela de vez en cuando.
  4. A continuación, agregamos la salsa de tomate y con movimientos de cazuela lo integramos.
  5. Finalmente añadimos los pimientos del piquillo y cocinamos 10 minutos mas, moviendo la cazuela repetidamente.
  6. Una vez hecho, dejamos reposar unas horas o toda la noche antes de degustarlo. Eso, si podéis esperar, claro.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.