Tahina, imprescindible de la cocina libanesa

Tahina

Vamos hoy con una receta imprescindible dentro de la cocina libanesa. El tahini o tahina es una pasta de sésamo que se utiliza para untar con pan o como complemento de otras recetas como el hummus, el falafel o como “salsa” en los kebabs. La podemos hacer más líquida o más espesa según el uso que vayamos a darle.

La cantidad que se utiliza para cada receta suele ser entre dos o tres cucharadas, por eso vamos a preparar poca cantidad, pero si quieres hacer más tan solo tienes que multiplicar las cantidades que vamos a usar hoy ¡Y listo!.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de sésamo tostado
  • 3 cucharadas de agua
  • Una pizca de sal

Elaboración

Con la ayuda de una picadora o una batidora (de las que pueden picar hielo o frutos secos) vamos a triturar el sésamo tostado. Al ser poca cantidad veréis que el sésamo se sube por las paredes de la picadora o batidora, tendremos que parar, echarlo hacia abajo con una cuchara y continuar. Añadimos el agua, la sal y volvemos a picar hasta obtener una pasta.

Notas

  • En vez de agua se puede usar aceite de oliva. El aporte calórico será más alto y el sabor mucho más intenso. Ten en cuenta que el sésamo por sí solo ya es intenso.
  • Si las semillas de sésamo que tienes no están tostadas simplemente tendrá que darles unas vueltecillas en una sartén sin aceite. Ten cuidado de que no se quemen, el color entre el sésamo al natural y el tostado no es muy diferente.

 

Más datos sobre la receta

Tiempo de preparación

Tiempo de cocinado

Tiempo total

Kilocalorías por ración 150

Categorías

Salsas

Dunia Santiago

Soy técnica en educación infantil, estoy metida en el mundo de la redacción desde 2009 y acabo de ser madre. Me apasiona la cocina, la... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *