Solomillo con ciruelas

Hoy he pensado en un cena para dos. Vamos a preparar un solomillo con ciruelas, que supongo será el menú ideal para esas escenas de tantas películas donde el protagonista dice – hoy cocinaré yo, te espero a las 7 en casa. Bien, tú ve preparando las copas con un buen vino tinto, que en un momento preparamos la cena. Es una receta sencilla y económica. Lo que te puede llevar más tiempo y tal vez hasta te cueste algunas lágrimas es pelar las cebollitas.

Tiempo de preparación : 10 minutos

Tiempo de cocción: 50 minutos

Ingredientes ( para dos personas)

  • 1 solomillo de cerdo ( o vacuno)
  • 150 gr de ciruelas disecadas sin hueso
  • 250 gr de echallotes
  • 1 cucharadita de extracto de carne
  • sal y pimienta
  • 2 cucharadas de mantequilla
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 cucharadita de fécula de maíz instantáneo
Guarnición
  • 2 papas
  • 4 cucharadas de crema
  • queso para gratinar
  • perejil
Preparación
Envolvemos las patatas bien lavadas y con piel en papel aluminio con una gotita de aceite y las llevamos al horno. Siempre cocino las patatas con piel para tratar de salvar algunos de sus minerales y vitaminas. Para comprobar la cocción introducimos un cuchillo que nos indicará cuando estén blandas. Sacamos del horno, retiramos el papel y dejamos enfriar. Pelamos, cortamos en rodajas y las acomodamos en una fuente con la crema, sal , pimienta y queso para gratinar.
Ponemos en grill unos minutos , cuando empiecen a dorar retiramos del horno y espolvoreamos con perejil picado fresco.
Por otro lado condimentamos el solomillo con sal y pimienta. En una cazuela o cocotte, calentamos el aceite y la mantequilla. Estas ollas son muy prácticas porque permiten cocinar los alimentos en su propio jugo.
Ponemos el solomillo en la cocotte y lo doramos de ambos lados. En lenguaje de cocineros, diríamos que lo sellamos.
Cuando el solomillo ya está dorado, añadimos las cebollitas y tapamos la cazuela. Seguimos la cocción unos 40 minutos a fuego mínnimo, las echalottes y la carne se cocinarán lentamente mientras pierden sus jugos que formarán parte de nuestra deliciosa salsa. De vez en cuando controlamos la carne para que no se pase de punto. Cuando esté a nuestro gusto de cocción la apartamos en un plato. En la cocotte añadimos a las cebollitas, las ciruelas, el extracto de carne, un vasito de agua caliente y una cucharadita de fécula. LLevamos a ebullición, bajamos el fuego y dejamos que la salsa espese unos minutos más.
Solo nos queda servir!!!
Podemos presentar la carne con la guarnición en el mismo plato , o separados. Adornamos con perejil picado o en ramitas. Buen provecho!!!! A servir el vino, ya tocaron el timbre. Justo 1 hora!!!

Un comentario

  1.   Merche dijo

    La verdad es que parece sencilla y apetitosa. Si además le añadimos la escena dela introducción, un 10.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *