Salteado de calabacín, patata y queso

rece-terminada

Todos sabemos que las verduras son buenas y que ayudan considerablemente con la regulación intestinal, para tener un buen funcionamiento del organismo y el estomago en general, por eso creemos que de un modo o de otro es fundamental incluirlas en ensaladas, salteados o hervidas.

Del mismo modo, comentaros que la receta de hoy se trata de un salteado de calabacín, patata y queso delicioso, por lo que iremos a comprar esos ingredientes que nos hacen falta, mientras que vamos organizándonos en el tiempo para que no se nos salte ningún paso fundamental.

Grado de Dificultad: Fácil
Tiempo de Preparación: 10 minutos

Ingredientes:

  • patata hervida
  • calabacín
  • cebolla
  • queso
  • aceite
  • salplato-ingredientes

Así pues, comentar que en primer lugar tendréis que poner en una sartén aceite a calentar, mientras que vamos cortando en tacos el calabacín que vayamos a utilizar, dependiendo de la gente que vaya a comer.

Por otro lado, cortaremos tambien en trozos media cebolla y las patatas hervidas que hemos reciclado del dia anterior.

plato-uno

Cuando tengamos el aceite caliente, pondremos la cebolla, el calabacin y las patatas para saltearlas, vigilando que no se peguen y removiendo con cuidado para que no se rompan las patatas.

Pondremos un poco de sal para darle un toque final y cuando veamos que tanto la cebolla como el calabacín estas hechos, lo retiramos del fuego y colocamos en un plato.

rece-terminada

Momento justo para colocar por encima trozos pequeños de queso, que con el calor se irán fundiendo lentamente, quedando un plato delicioso de salteado para toda la familia, que podréis acompañar de carne o pescado.

Sin mas que añadir, os deseo un buen provecho, y deciros que podéis agregarle especias o bien modificar algún ingrediente para que quede una receta personal y estupenda para todos, porque nada mejor que gozar de la elaboración de un manjar que después os sepa a gloria.


Loreto

Para mi la gastronomia es un arte. Y poder escribir sobre ella no tiene precio, soy de las personas que piensan que la cocina relaja, evade y nos fomenta la imaginación. Así que transmitir mi punto de vista me resulta divertido e interesante. Con trenta años, aspiro a muchas cosas aún, pero sin duda alguna la de viajar por los mejores restaurantes del mundo es una de ellas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *